Participación Ciudadana celebra su 25 aniversario con un llamado a la unidadREDACCION

Fue fundada el 31 de octubre de 1993 a partir de un proceso de reflexión de ciudadanos y ciudadanas que buscaban generar un cambio. 

República Dominicana. El movimiento cívico no partidista y capítulo dominicano de Transparencia Internacional, Participación Ciudadana, celebró su vigésimo quinto aniversario de fundación con un emotivo evento donde resaltaron los logros más significativos de su accionar durante estos 25 años. 

PC se constituyó con el objetivo de promover la articulación en el seno de la sociedad civil y para incentivar la participación de los ciudadanos y ciudadanas, a fin de lograr las reformas políticas, institucionales y democráticas que requiere la República Dominicana, y un desarrollo social justo y equilibrado. El acto de celebración fue realizado en el Hotel Catalonia, con la asistencia de decenas de invitados entre ellos miembros fundadores, integrantes de la membresía, colaboradores, voluntarios, embajadores, representantes de organizaciones de la sociedad civil, gremios, universidades, organismos internacionales, partidos políticos y personalidades de los medios de comunicación. 

El discurso de apertura estuvo a cargo de la coordinadora general de Participación Ciudadana, Miriam Díaz Santana, quien expresó su satisfacción y alegría por lo lejos que ha llegado la institución y los aportes que ha logrado hacer al fortalecimiento de la democracia y la institucionalidad en el país.

 

“La historia muestra que una vez que se unen la conciencia y la voluntad no hay enemigo poderoso. Dar lo mejor que tenemos es la forma de construir una visión, no hay forma de desaparecer a quienes son diferentes, a los que nos adversan, ni a los que sostienen el injusto del status quo, abusan, someten y despojan. No hay forma de que las cosas cambien si no creamos conciencia ciudadana, sin cultivar el sentimiento de pertenecer a algo que nos supera, colocando el bienestar de la colectividad por encima de los intereses particulares”, manifestó Díaz Santana. 

Hizo un llamado a las fuerzas democráticas del país, a los militantes de la sociedad civil, voluntarios, amigos, ciudadanos y ciudadanas que quieren que el país cambie, a unir fuerzas en torno a unas pocas consignas de consenso, dejar atrás cualquier actitud divisionista, sectaria o interesada y trabajar con generosidad y desprendimiento para avanzar en la conquista de una democracia participativa, justa, equitativa, libre de corrupción e impunidad. 

Díaz se refirió a que muchos otros países de la región han logrado ganarle batallas a la corrupción y la impunidad, que miles de corruptos están presos en Latinoamérica, y se preguntó: ¿Por qué nosotros los dominicanos no podemos? 

“El pueblo dominicano ha pagado un alto precio a cambio de las migajas que de vez en cuando recibe para comprar su voluntad y su conciencia con el propio dinero que pagamos de impuesto. Eso lo confirman todos los estudios internacionales que muestran ante el mundo una miseria material e institucional que no nos merecemos”, agregó. 

La coordinadora general afirmó que basta con poner el tema de la corrupción y ver la indignación que muestran los ciudadanos y ciudadanas frente a la impunidad. Indicó que en el país ya está creada una masa crítica lo suficientemente grande y combativa para lograr cambios. 

“El reto es entonces convertir esa indignación en acciones firmes y continuas para hacer llegar a los responsables de esta situación, el mensaje de que no estamos dispuestos a tolerar más abusos… A 25 años de existencia, hemos construido un legado que se expresa no sólo en más de 150 mil personas que han participado en unas 4,300 actividades de capacitación. Estamos dejando un legado en investigación, publicaciones, datos, metodologías y pruebas que hemos levantado por nuestros propios medios o nos han llegado de diferentes fuentes. Aquí hay gente que ha trabajado intensa y desinteresadamente en esta causa. De manera que estamos preparados para superar la etapa del dominio de la emoción, reforzar la investigación y construir alianzas para llegar a acciones certeras que produzcan los cambios que buscamos”, sostuvo. 

Al dar las gracias a la prensa nacional y a los organismos internacionales que han apoyado a Participación Ciudadana en estos 25 años, Miriam Díaz expresó el compromiso de continuar trabajando por una democracia participativa, justa y libre de corrupción e impunidad.