Fiscal de Santiago pide desarme Policías MunicipalesREDACCION/Máximo Laureano

República Dominicana.- Representantes del Ministerio Público en Santiago han advertido al alcalde local, Abel Atahualpa Martínez Durán que los empleados del Ayuntamiento, asignados a la Policía Municipal, no pueden usar armas de fuego y que tampoco pueden usurpar  las funciones de la Policía Nacional.

Según se ha constatado en un documento, José Francisco Núñez, procurador fiscal titular de Santiago, ha hecho la advertencia vía alguacil, al alcalde Martínez Durán y al responsable de la Policía Municipal, para que se abstengan de entregar armas a los empleados bajo sus órdenes.

En la notificación se le advierte también que los policías municipales, tampoco pueden ejercer funciones de persecución de delitos ni acciones represivas, porque esa no es su función.

En la advertencia hecha a través de un alguacil de la Corte de Apelación, también se aclara que los superiores de los policías municipales que asignen las armas de fuegos a los empleados del Ayuntamiento, podría ser sancionados.

“Dicha advertencia se hace en virtud de las denuncias que se han recibido, por el manejo impropio y atropellos cometidos por agente de seguridad municipal, así como para evitar la comisión de hechos lamentables, como el ocurrido en fecha veinticuatro (24) de junio del año dos mil diecinueve (2019), en el que un empelado de dicha dependencia municipal, le quitó la vida a su hermano”, se lee en una de las motivaciones de la notificación.

Alcaldía establece fiscal desconoce leyes y es incompetente ante acciones municipales 

Ante la intimación del procurador fiscal de Santiago, José Francisco Núnez, el alcalde Abel Atahualpa Martínez Durán ha reaccionado con un comunicado enviado a los medios este domingo 21 de julio del 2019, con fecha del 1 de julio del 2019, es decir, siete días después del incidente en el cual el empleado del Ayuntamiento, Amaurys Michael Núñez García (Michael  Gargía), mató a un hermano suyo.

En el comunicado, las autoridades del Ayuntamiento local califican la acción del fiscal Francisco Núñez como una imprudencia, una intromisión en los asuntos municipales y además tildan al representante del Ministerio Público, como un desconocedor de la leyes relacionadas con las acciones del la Alcaldía. Agrega que el titular de la Fiscalía de Santiago no tiene competencia para  detener la acciones del Ayuntamiento de Santiago.

Además de la notificación enviada al alcalde Martínez, en la que le advierte que debe desarmar a los policías municipales, se ha conocido la comunicación que le habría devuelto el alcalde al fiscal de Santiago, explicándoles que no tiene razón para hacer esa petición. También ha trascendido otra comunicación que habría enviado el alcalde Abel Martínez al procurador general de la República, Jean Alain Rodríguez, en la cual, el funcionario municipal expresa su queja por la notificación recibida para  el desarme de los policías municipales.

En la comunicación dada a conocer por la vocería de la Alcaldía sobre el conflicto, las autoridades niegan que los policías municipales hayan atropellado a ciudadanos, esto a pesar de que se han visto episodios en los cuales estos empleados actúan como agentes de la Policía Nacional, con acciones represivas y apresamiento de personas.